Svenson lanza un nuevo tratamiento de queratina, formulado con células madre vegetales activas

Actualidad Svenson Noticias

  • El nuevo tratamiento utiliza los últimos avances en cosmética para recuperar la vitalidad del cabello de la manera más saludable y natural.
  • Las células madre con las que se formula el tratamiento proceden de la manzana, ya que las propiedades de ésta ayudan a embellecer y fortalecer el cabello y estimulan y alargan el ciclo de vida de nuestras propias células.
  • Se recomienda su uso cuando el cabello se encuentre deshidratado, fosco o maltratado por la acción de componentes externos, como la exposición continua al sol, o el uso de tintes
  • El proceso se compone de cuatro fases (diagnóstico, preparación, aplicación y mantenimiento) y el tiempo de realización del mismo es de 3 a 4 horas dependiendo de la longitud del pelo.

Svenson presenta un nuevo tratamiento de queratina, formulado a base de queratina pura y enriquecido con células madre vegetales activas, dirigido a mejorar la suavidad y elasticidad del cabello, siempre de la manera más natural y saludable. Las células madre con las que se formula el tratamiento proceden de la manzana, ya que ésta es la fruta que mayores propiedades regenerativas tiene, debido a que estimula el crecimiento de los queratinocitos. Las propiedades de la manzana ayudan a embellecer y fortalecer el cabello y estimulan y alargan el ciclo de vida de nuestras propias células de la piel, a través de sus nutrientes, regenerándola y protegiéndola.

La queratina es una proteína, componente natural del cabello, que representa el 90% de la estructura del pelo. Ésta se va perdiendo por la acción de componentes externos, como la exposición continua al sol, o debido al uso de tintes, decoloraciones o cepillados agresivos. Considerando estos factores, el nuevo tratamiento de queratina de Svenson se convierte en la solución perfecta para mantener la vitalidad del cabello. El tratamiento se activa gracias a la combinación de la queratina pura y las células madre vegetales activas, introducidas en la cutícula del cabello, y gracias al aporte de calor específico aplicado con las placas. El resultado es un cabello rejuvenecido, con brillo y suave, facilitando la reestructuración del cabello, el rejuvenecimiento capilar y un efecto anti encrespamiento.

Es recomendable aplicar el tratamiento cuando el cabello está muy deshidratado, poroso o maltratado por la acción de componentes externos, tales como cloros de piscinas, exposición continua al sol o acciones hidratantes del agua de mar. También se recomienda cuando hay problemas de roturas del tallo al peinar. En estos casos el resultado es espectacular, ya que la recuperación de la suavidad y elasticidad es muy apreciable y duradera. Se puede utilizar sobre cualquier tipo de cabellos: con decoloración, mechas, otros tratamientos de desrizados, permanente previa al alisado, color, etc. Este tratamiento, como sucede en la mayoría de los casos, no suele recomendarse para mujeres embarazadas o con problemas de piel.

El proceso es muy sencillo. Antes de aplicar el tratamiento se examina el cabello (largo, densidad, textura, etc.), con el fin de determinar la insistencia conveniente con el calor sobre el cabello. Una vez finalizada la fase de diagnóstico, se procede a la aplicación del tratamiento. Los efectos de este tratamiento varían de 3 a 5 meses dependiendo del tipo de cabello, y el tiempo de realización del mismo es de 3 a 4 horas dependiendo de la longitud del pelo.